Criterios para la devolución

Los socios de la cooperación le ofrecen productos de recambio de primera calidad.

Una premisa importante para ello es que la mercancía usada sea adecuada para una reparación. Las piezas usadas deben cumplir los requerimientos técnicos mínimos y además estar incluidas en la lista de devolución y poderse identificar.

En nuestras estaciones de clasificación comprobamos la mercancía usada basándonos en tres reglas básicas:

  1. Se puede identificar el número de pieza usada y está listado en el programa de recambio*
  2. Las piezas usadas deben cumplir los requerimientos técnicos mínimos para poder destinarlas a la reparación en serie.
    Los requerimientos técnicos mínimos se limitan principalmente a cuatro puntos básicos:
    • completa (correspondiente al volumen de la pieza de recambio suministrada)
    • no desmontada
    • sin daños mecánicos en la carcasa
    • sin demasiada corrosión
  3. Usted ha comprado previamente la pieza Reman correspondiente. La aceptación de las piezas usadas está basada en su balance Core.

Para obtener más información acerca de los criterios técnicos según el tipo de producto, puede descargarse aquí nuestros criterios de devolución.

*La persona responsable del asesoramiento al cliente le informará de si ya es posible la devolución de todos los productos de los socios cooperadores en su región.